sábado, 20 de mayo de 2017

Lluvias de mayo - Poema - Edel Morales


Con José Martí


Llueve sobre el silencio y la tierra. Sobre la emigración cubana y los soldados extranjeros. Sobre el tormentoso Mar Caribe. Cerrado está el cielo alrededor y llueve. Durante semanas y meses (enteros) llueve. Sobre los adoquines, las iglesias y el desamparo humano. Y yo sigo tu agonía con un poco de miedo.

En la noche profunda que es (también) la patria, muevo mis manos y escribo tu agonía: Aquí estoy, solo estoy, despedazado; y no soy Cristo u otro dios para rasgar las (graves) sombras que me envuelven. Demasiado encanto que rueda hacia el abismo, demasiado dolor. Y tú lo ves, y yo rescribo: ¿En pro de quién derramaré mi vida?

Mayo es un mes de intensidades en pugna, la luz dibuja en los muros figuraciones caprichosas. Pasa un ave hacia el mar, pasa una mujer hacia el río, y pasa tu voz, con tantísima madera como el bosque guarda: A los 25 años de mi vida escribí estos versos, y en su herida recordaba los días que aún no he vivido.

Llueve alrededor, siempre llueve. Sobre el silencio y la tierra. Sobre la emigración cubana y los soldados extranjeros. Sobre el tormentoso Mar Caribe. Sobre los adoquines, las iglesias y el desamparo humano. Cerradamente llueveDurante años y décadas (enteras) llueve. Hasta que una estrella se derrama —una época termina— y el mundo gira en las maderas del bosque, anegado y sediento.

Yo recibo la herencia (decantada) de tus pasos en el alma de esta isla, que es la patria de otro siglo, y escribo tu agonía bajo las lluvias de mayo. Dirán que la estéril belleza, que las voces amargas, que los nidos y el tiempo, que la memoria y los juegos, que el reflejo y la idea. Y bien es cierto, todo es cierto: ¡Yo soy honrado, y tengo miedo!


#EM #LaLibertadInfinita #Cuba #Poesia #FILSC2017
https://www.facebook.com/moralesedel/

 


miércoles, 17 de mayo de 2017

Cuando seas alguien - Poema - Edel Morales







No espero mi nombre en las encuestas, es otra mi visión del hacedor. Escucho voces que murmuran: Cuando seas alguien podrás decir, ya soy alguien, amarás decir, si quieres ser alguien no debes decir. Como si esa proposición de barnizado yugo pudiera convencernos.

Modelar, y luego pájaros tristes preguntan por nosotros. No. Hace ya varias guerras elegimos la estrella, el pecho abierto y la mano siempre lista. No vamos a ser otros, seguimos siendo fieles. Al fin y al cabo, el tiempo es nuestro y nuestra es la tierra          

Cruzan las piernas y mirando al mar murmuran: cuando todo se confunde es fácil ascender barajando bien las cartas, basta saber moverse en la marea como hace la blandísima arena que jamás traspasa el veril. Y con esa letanía trataban de cegarnos.

Pero ya dijimos: Para no caer como una mosca en la tela vive tu visión del hacedor. Murmuren y barajen esas cartas marcadas los que nunca dieron su mano, nos vamos a reír hasta muy entrada la mañana.

De tanto no ser nadie y no cambiar un rostro que irremediablemente arde, tenemos en la mirada el tiempo: una estrella que abrasa para siempre a los murmuradores.

#EM #LaLibertadInfinita #Editorial #Letras #Cubanas #Poesia




domingo, 14 de mayo de 2017

Yo también tuve un silencio - Poema - Edel Morales







No estoy escondiendo nada. sólo dije calmado y para todos: No creo en los murmuradores. Van y vuelven por el largo pasillo. Van y vuelven, pero no adelantan un paso.

Yo también tuve un silencio. Cada amanecer en el mundo un vacío alimentándose, una puerta pálida como el frío de los ciegos. Yo también tuve un silencio: era estrecho y apretaba como la tos de los irremediables enfermos.

Pero ya rompe el círculo para hacerse voz. Que nadie diga luego: no lo imaginaba. Cada hombre tiene su palabra. Cada palabra tiene su sentido. Que nadie guiñe luego el ojo en los conciertos. sólo creo en el ronco grito de las marímbulas que con la tierra rugen.


#EM #LaLibertadInfinita #Editorial #Letras #Cubanas #Poesia


miércoles, 10 de mayo de 2017

Aire del corneta - Poema - Edel Morales






La vida es más bien prosaica: sucesivas traiciones la desarman. Bajo el sol de agosto encendimos una hoguera, ahora sólo existe el sueño que una vez vivimos.

Vuelve el corneta a la quemante realidad, saca su aire: la vida es más bien prosaica, la vida es otra cosa. No un cuerpo que sueña en el muro sobre otro cuerpo que pregunta. No la presión de cinco dedos en la frente. Hemos crecido y la vida es otra cosa.

Tras la hojarasca que el silencio convierte en paisaje los hombres tocan a la puerta. Ya no son los muchachos del muro. El corneta saca su aire y todo comienza.

#EM #LaLibertadInfinita #Editorial #Letras #Cubanas #Poesia



lunes, 8 de mayo de 2017

domingo, 7 de mayo de 2017

Con el muro a la espalda - Poema - Edel Morales







Murió el tiempo de los cómplices.

Felicidad de las horas girando hacia el día
de llamarnos cómplices
—relámpago, aproximación,
tiempo de los cómplices ya muerto.

Cómo querría encontrar ese alguien
que confirme la inasible nostalgia
en su retorno y escape.

No he pedido que aparezcas igual,
con el muro a la espalda
y una lealtad más fiel que los brazos pactados.
Pronto es para engañarse.

Solo por hacer algo fija las estrellas ganadas,
los años que ardieron
como el aire fuerte en la dispersión del fuego.
No olvides tú ese rumor que escapa.

Murió el tiempo de los cómplices, ha muerto.
Y miro la ciudad volver de sus mejores días.
Y miro la gente que va y viene junto al mar.
Y me pregunto con el muro a la espalda:

¿Tan solo será la vida un tiempo posible?


#EM #LaLibertadInfinita #Editorial #Letras #Cubanas #Poesia



sábado, 6 de mayo de 2017

1983 no era un año triste - Poema - Edel Morales







Guarda esas fotos en el forro de tu abrigo,
y guarda esa cara de circunstancia:
1983 no era un año triste,
lo sabes tú y lo saben las paredes del Club.
Deja que el tiempo arrastre esas nubes.
Deja tu rabia vagar en esta carne blanca y suelta,
la carne que el cielo te dio.
No trates de explicar el color de las luces.
Escoge una pregunta cercana a la claridad
de las voces más jóvenes,
y guarda esa cara de circunstancia.
Lo sabes tú y lo saben las paredes del Club:
1983 no era un año triste.


#EM #LaLibertadInfinita #Editorial #Letras #Cubanas #Poesia